martes, 13 de marzo de 2012

Málaga y la exposición sobre la Sábana Santa


Fachada de la catedral


Hoy, cuando volvía de la librería Proteo de retirar un libre que había pedido, me encontré con una especie de quiosco en la puerta de la catedral donde se vendían entradas para visitar una exposición sobre la llamada Sábana Santa. En principio, tanto mi amigo Pablo como yo, pensamos que habían traído la famosa reliquia desde Turín para mostrarla al público malagueño. Luego, tras preguntar en la taquilla, nos dijeron que era una exposición sobre la misma. Un chico con un tono más que asertivo, casi impositivo y persuasivo, nos vino a decir que era una exposición con los resultados de las investigaciones científicas que mostraban la autenticidad de la reliquia. Para visitarla nos solicitaban 8 euros “per cápita”. Eso me hizo pensar que estaba montada para consumo interno, pues los no creyentes e interesados en el asunto de la veracidad del invento, seguro que buscarán otros lugares más neutrales para el análisis. En todo caso eso de dar 8 euritos del ala para el sostenimiento de un credo con el que no se comulga excluye a los no creyentes. En todo caso, de ser gratis, no nos hubiera disgustado entrar a ver la exposición. La noticia la tratan diversos medios como diario SUREl Mundo, Público, etc. Dejo algunos otros enlaces para los interesados, aunque solo con teclear sábana santa en Google se puede tener una impresionante cantidad de información: 1, 2, 3, 4 (esta última (4) entra en contradicción flagrante con la 2)

Por el tono del joven me dio la impresión que esta exposición anda enfocada a mantener la higiene de la fe en este invento relicario. Es decir apunta a los creyentes más que a los no creyentes, para evitar que su fe sea zarandeada por la ciencia y por el carbono 14, por el que se le dató, a través del análisis de un troce de trapo que se le cortó, entre los años 1260 y 1390. La ciencia y la fe no suelen encajar bien, a pesar de que muchos religiosos eruditos y dedicados a la investigación, no sé si con mayúsculas o minúsculas, anden intentando explicar el credo a través de ella.

En este punto me acordé de una de mis últimas entradas donde tocaba el tema de las reliquias y el negocio que significó en la edad media y siguió representando hasta nuestros días, como demuestra esta exposición; en ella aludía a la reliquia del Santo Prepucio. Digo negocio por el referido precio de la entrada, que a mi modesto entender, debería ser gratuita o con invitación a un donativo, ya que pretende aleccionar, mostrar y rebatir los argumentos atentatorios contra su autenticidad. Se puede entender, entonces, como un acto de divulgación, de prédica de la verdad y la fe y eso no se cobra, salvo que su verdadero interés esté en compaginar ello y el negocio, que empieza con la subvención del ayuntamiento de mi ciudad y su apoyo logístico, que lo entiende como un buen reclamo para el “turisteo” de la ciudad… claro que nuestro alcalde es un destacado apoyador de los eventos religiosos con el dinero público, sean cofradías o cualquier otro acto de similar índole… su evidente religiosidad, a la que no critico, podría chocar con su deber de gestor público equilibrado.

Si algún día, en lugar de dar en las escuelas la asignatura de religión se cambiara por otra relativa a la historia de las religiones, para conocer cómo se fueron fraguando estas organizaciones de la fe, y su credo a pie juntillas por la feligresía; si algún día, insisto, desde la asepsia histórica, se pusieran sobre la mesa las verdades del barquero sobre todo este tinglado, las religiones lo tendrían bastante más difícil para sostener la fidelidad de la gente, si bien la espiritualidad y su trascendencia sería más limpia y más noble.

Entiendo de gran dificultad que la ciencia venza a la fe, pues la fe no se fundamenta en la razón, como la ciencia. Alguien dijo que no hay más ciego que el que no quiere ver, ni más sordo que el que no quiere oír. Yo soy de los que piensa que la fe puede tapar los ojos y los oídos, porque se quiere. Cuando uno cree ciegamente en algo y se le viene abajo, es muy dificultoso llenar ese espacio interior. Sentirse vacío, sin argumentos y creencias dogmáticas puede crear una terrible angustia que ponga en entredicho todo lo vivido y sus motivaciones. Cuando uno pertenece a un rebaño y se le va la fe y la confianza en el pastor es muy probable que busque otro pastor, pues por sí mismo no está acostumbrado a navegar por las ideas de la lógica mental que lleva al discernimiento de la realidad y cruda crítica. La vacuna es el librepensamiento que te permite argumentar desde tu singularidad sin sometimiento a dogmas o principios inquebrantables. De esa forma te vas llenando de ti, en lugar de llenarte de otros que te insuflan y te dejan vacío cunado pierdes la fe en ellos. Por tanto, la fe, siendo necesaria, ha de ser comedida para no despersonalizarse.    

15 comentarios:

RGAlmazán dijo...

La fe y la ciencia viven en campos distintos. No ha lugar discutir sobre creencias, pues es algo irracional y se creo o no. Mientras que la ciencia trata de explicar las cosas, la religión es simplemente una creencia, y como tal irracional. Los dogmas religiosos no son racionales, al contrario, van contra la razón.

Salud y República

Antonio dijo...

Rafa, cuan cierto es lo que dices.Por eso no le interesa a ninguna religión cultivar el pensamiento libre y racional.
Saludos

emejota dijo...

Muy bueno, para variar amigo del corazón, y mientras tanto esta locatis de amiga que tenéis colgando chorraditas de las suyas, pero con la misma intensidad que la tuya haciendo gala del mismo universo de sentimientos y emociones.
Ay Antonio, que suerte tengo de saber que estais ahí, cerquita. Bs. familiar.

Antonio dijo...

emejota, no me toques el corazón, que me conozco, jejeje... Gracias por tus palabras, lo importante es compartir... tú ya sabes...
Besos desde Málaga

María dijo...

El tema es que si fuera para su consumo interno, pues vale, así se costean los cucuruchos de semana santa, pero es lo que bien dices, si no se cree en estas sábanas "santas" tienes que soltar el dinero para que traten de convencerte de que estás equivocado.
¡Ya les vale!

Antonio dijo...

María, creo que ellos tienen dos objetivos: Uno es el consumo interno y otro es el ampliar los consumidores o, al menos, no perder clientes.
Para cambiar esta sociedad es imprescindible destapar la falacia de las religiones.
Besos

JUAN dijo...

La verdad es que es un misterio lo de la Sábana, pues al parecer sólo se puede logra el mismo resultado de impresión por madio de rayos ultravioletas, cosa que no tenían en la edad madia.
Lo peor es que no se sabe cuántas sábanas santas se veneran en el mundo, en España dicen que hay 25, la más importnate está en Oviedo, que contiene incluso restos de pólen de plantas originarias de Palestina. Parece ser que los falsificadores llevaban las muestras al Vaticano y allí se les concedía certificado de autenticidad previo pago de la correspondiente tasa.
La gran pregunta que me hago es la siguiente: si por falsificar un billete o venden productos fraudulentos se condena a pasar varios años en la cárcel, ¿por qué a esta gente se les permite seguir embaucando y manteniendo el engaño a costa del erario público?
Un abrazo, Antonio.

Myriam dijo...

El Santo Sudario, es todo un tema.
Mucho se a dicho en una y en otra dirección. peor lo cierto es que no hay ninguna certeza de su procedencia ni como se hizo esa impresión. Es cierto que el C 14 pone la fecha esa que dices, pero pudo haberse contaminado y por eso da esa fecha tardía. En resumen: no se sabe nada de nada. Recuerdo muy bien tu entrada del Santo Prepucio.

Con respecto a pagar en las Iglesias: me parece algo indebido, por costumbre y principio, no visito ningún Templo sea de la religión que ,si hay que pagar para entrar.

Con respecto a la religión: considero que solemos mezclar religión (dogmas y ritos) con Espiritualidad. Son dos cosas muy distintas. La Primera está establecida por una Iglesia que quiere control y poder. la segunda es personal, íntima, libre, como la Energía, La Luz.... y no se contradice en última instancia con la Ciencia.

Un abrazo y disculpa el largo del comentario.

Anónimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Antonio dijo...

Pues sí, Juan, el asunto, o sea el negocio, estaba ahí. El Vaticano tiene que dar certificado de que esa reliquia es verdadera, y eso tiene su coste, pero sabiendo que el reclamo de la reliquia atraería tantas gente y tantos dividendos, ¿Quién se resiste a tener en su iglesia una reliquia atrayente? También determina quien es santo, casi siempre tiene relación con quienes le hicieron un mejor servicio para su sostenimiento propagando su creencia. No sé como santificaron a San Cirilo de Alejandría que fue el instigador de la agresión y muerte de Hipatia y a otros muchos que fueron integristas similares a los islamistas actuales.
Con respecto a su inmunidad, ya se sabe, pues además de estar subvencionados por el Estado, no tienen que pagar a hacienda por su movida de pasta, ni sus ventas de bulas e ingresos en general… vamos, igual que un pobre hombre que anda currando todo el día para que Rajoy le suba el IRPF.
Un abrazo

Antonio dijo...

Amiga Myriam, poco que agregar a tus puntualizaciones. Sé que se alegó una posible contaminación respecto al C14, pero a la vista de que es en esa fecha cuando se tiene noticia de ella por primera vez y de la increíble cantidad de reliquias falsas, solo la fe puede salvar esa duda a favor de su autenticidad.
Sobre la espiritualidad vs religión estoy completamente de acuerdo contigo, es más, creo que la religión en general encorseta y delimita la práctica de esa espiritualidad, o al menos lo intenta, aunque los no creyentes se les escapen.
Un abrazo y gracias por la extensión de comentario

Antonio dijo...

Anónimo, no sé quien eres, pero con tu permiso borraré tu comentario pues lleva propaganda explícita de una agencia que se dedica al transporte… Como comprenderás no me gusta que mi espacio se emplee en hacer propaganda comercial de esta u otra forma.
Un saludo

Anónimo dijo...

Vi la exposición hace un par de meses, y sinceramente me encantó. Es cierto que cobraron 8 euros por entrada, pero tambien me gasto 8 euros en un par de copas, o en una entrada al cine. La exposición fue cuanto menos interesante. Por mi parte, me alegro de haberla visto y de que esté en Málaga.

Anónimo dijo...

Todo falso y manipulado. Os daré más datos.

Saludos.

Blásquez dijo...

Buenos días. En mi anterior entrada utilicé el nick "anónimo" y ofrecí dar más datos sobre la exposición llamada "De la Sábana Santa", datos que quiero que arrojen luz sobre la manipulación y la falsedad que impregnan toda esta exposición.
Por circunstancias de la vida, estoy muy pegado a toda esa organización, y por ende a toda la información tratada en la misma, y he podido ver cómo el señor que se hace llamar "comisario" tiene como único objetivo engordar su cuenta bancaria a costa de los fieles católicos que, debido a su ignorancia con respecto a la reliquia, abonan cierta cantidad en taquilla para de alguna forma visitar un objeto de culto (una mala copia que se empeñan en llamar facsímil) que les sirva para redimir sus pecados.
Y hablo de ignorancia no tratando de infravalorar a nadie, pero podemos admitir que pocos son los que conocen los datos reales sobre esta reliquia, reliquia que hay que decir que es la más venerada de la fe católica, pero en Turín.
Quiero ofrecer una síntesis elaborada sobre toda la exposición, es decir, os voy a brindar todo el contenido de las audioguías de forma literal, pero a su vez, voy a señalar los puntos manipulados y falseados por este señor, y que se apoya dando un aspecto sombrío y persuasivo a la decoración del recorrido para que el visitante preste más atención a lo que ve que a lo que escucha, pero a su vez lo único que ofrece son fotografías ampliadas (esas imágenes se pueden tomar de internet) y un montón de objetos que se atreve a llamar originales o facsímiles autorizados por el Vaticano. La realidad es que todo son malas copias y pegatinas pegadas sobre lino.
En la siguiente entrada trataremos más profundamente el contenido de la primera sala (son 12 en total) y aclararé, siempre con vuestro permiso, la información presentada en ella.
Un saludo.