sábado, 12 de abril de 2014

Se rompió la omertá


Dice la prensa: “Bárcenas presenta la financiación ilegal del PP como práctica general avalada por la cúpula. El extesorero declara ante el juez Ruz que todas las organizaciones regionales y provinciales del partido tenían caja B y que su existencia era conocida por los secretarios generales y los presidentes”.

Bárcenas ha hablado. Temblad gerifaltes del PP, su mordaz lengua se ha desatado y la omertá ha pasado a mejor vida. Ahora, para defenderse de sus declaraciones y denuncias, solo os queda incrementar la confusión y la duda, descalificarlo y acusarlo de todo lo vil que haya pasado en el PP. Este señor, según parece, había creado una red para recopilar dinero para el partido de forma ilegal, incumpliendo la ley. La red, descentralizada según manifestó en la tele, a Evole, el señor Pablo Crespo, que fuera secretario de organización del partido en Galicia, se ocupaba de cobrar los “donativos ilegales” que daban al partido determinadas personas o empresas con dudosa intencionalidad (para algo sería, digo yo) y del reparto de sobres y sobresueldos o de pagos a empresas afines para que organizaran sus actos electorales o de partido. 


Entonces ¿hemos de reconocer que este señor era el dios del partido y que solo él sabía por dónde iban y venían los dineros? O sea, que hacía lo que le daba la gana y nadie se metía con él, que gestionaba el dinero como quería en su infinito poder, mientras el presidente, el secretario y demás cargos no se enteraban de nada, aunque recibieran sobres . Esto le hace pensar a uno dos cosas contrapuestas: O creen ustedes que los demás somos tontos, por no decir gilipollas, y nos vamos  a jalar la trágala que nos quieren servir… o, lo que es aún peor, que la directiva del PP estaba formada por incompetentes, por inútiles e irresponsables, con lo cual los tontos y gilipollas ya no seríamos nosotros, sino los componentes de esa sorprendente dirección que vivía en el país de las maravillas. Eso me lleva a razonar que si no son capaces de gobernar a un partido, que es un grupo reducido de gente de ideología afín, ¿cómo van a ser capaces de hacerlo con un país como España? Este suspenso en gestión de su partido les descalifica para gobernar este Estado, que es mucho más complejo. A no ser, claro está, que sí sean competentes para ejercer la gestión, pero que los objetivos no fueran los que plantearon en su momento, los que vendían a la población como programa político a votar, sino otros de tipo más espurio y en la línea de los intereses personales o de partido.

Yo creo que, por desgracia, en muchas organizaciones políticas se funciona en plan “mafiosillo”, lo digo así para que no suene tan fuerte eso de MAFIOSO. Se mueven dineros, se venden favores, se ajustan subvenciones, se practica el nepotismo (o sea, favorecer a los de su familia política), se cubren los unos a los otros, se compran y venden voluntades, se alían para conseguir objetivos de dudosa legalidad, se pasan los programas por el forro, mienten, manipulan, se toman el gobierno como si el Estado fuera de ustedes, etc. y más etc.

Es de aquí de donde deduzco la necesidad de establecer la omertá o ley del silencio, que  es el código de honor siciliano que prohíbe informar sobre los delitos, considerados asuntos que incumben a las personas implicadas entre los componentes de la mafia. Aquí, ha habido omertá y presumiblemente la siga habiendo en muchos partidos o grupos de poder. Todos vamos a una, somos un mismo cuerpo, la organización es lo importante, te protegeremos si te callas, si hablas iremos a por ti… Esas cláusulas que conforman la omertá la garantizan. Pero cuando alguien habla se irá por él “a muerte”, con todos los medios disponibles y que permita la situación. Claro que cuando te han cogido con las manos en la masa y no te defienden tus colegas, cuando vas a la cárcel y te sientes abandona por aquellos que juraron protegerte, acabas largando, bien como medida de desahogo, de venganza por dejarte con el culo al aire o como medio de conseguir un mejor trato por la justicia.

¿Y ante esta ruptura del pacto de omertá qué puede pasar? El PP intentará, como ha hecho hasta ahora, negarlo todo, descalificar a Bárcenas y decir que él era el único corrupto del partido, pero que los demás eran ángeles celestiales que no sabían… ya creó escuela la princesa para ello. Claro que a estas alturas, por mucho sicario o mercenario que tengan por los medios de comunicación, el pueblo no se va a tragar el asunto. Otra cosa es que seamos tan estúpidos que sigamos votando a quien nos jode y nos engaña.

Pero permítanme que no cargue mis tintas, en este caso, contra los señores de la política. El político, dentro de su habilidad es un sujeto camaleónico que sabe adaptarse al momento. Si le permites que llegue allá, allá llegará, pero si no le dejas que salga de acá, acá se quedará. Eso sí, en muchos casos, antes de reconocer su culpa implicará a su puñetera madre, mentirá hasta por las orejas, usará estrategias sibilinas para no decir lo que debería decir y parecer que lo dijo. Inventará un nuevo sistema de comunicación donde le llamará a la pobreza “decremento de la riqueza”, donde la destrucción de empleo será un “incremento negativo de la tasa de empleo”, etc. Todo para despistar y engatusar.

Ahora, por tanto, me voy a meter conmigo y contigo, señor votante, que eres, y somos, el responsable de que ese señor siga ahí. Nos están engañando. Están creando desafecto por la política, desprecio y animosidad hacia el mundo político y estamos cayendo en la trampa. Nos quieren hacer ver las cosas desde el punto de vista que les interesa a ellos y sus amos. No hay nada más que observar como sus medios tratan un tema u otro según les vaya en ello. Ejemplo: La inmensa manifestación del 22M por la DIGNIDAD la convirtieron en un acto salvaje donde hubo policías heridos… no se habló nada de las cuestiones que se reivindicaban, de las denuncias que se hacían, de las circunstancias que motivaron la protesta. No, eso era secundario para ellos. Lo importante era descalificar a cientos de miles de personas por la actuación de unos cuantos bárbaros de dudosa filiación.

Están ocurriendo cosas en este país que serían impensables en otro de marcado carácter democrático. Miren que noticia aparece en prensa:  “La ministra británica de Cultura, Maria Miller, presentó este miércoles su dimisión por cobrar más dinero del debido al justificar sus gastos de vivienda, según informó la propia oficina del primer ministro en el 10 de Downing Street”. ¿Por qué no se aplica en España esta dinámica? Seguramente estamos acostumbrados a que nuestros políticos hagan cosas como esta, y más gordas, sin inmutarnos, incluso, yo diría más, tenemos una idea del erario público por la que no lo asumimos como algo propio. El Estado es un ente aparte con el que no nos identificamos, por tanto si alguien se burla de él, no solo lo toleramos, sino que lo aplaudimos.


Mientras no seamos capaces de erradicar nuestro fanatismo político, con el que justificamos todo lo que hacen los nuestros y rechazamos lo que hacen los otros, y exijamos a todos los partidos, sin excepción, una conducta intachable o de lo contrario los largaremos del gobierno, no habremos madurado políticamente, ni ejerceremos una democracia responsable. El político tiene que sentir el resuello del votante, del ciudadano, en la nuca para mostrarle que estamos detrás, que vigilamos su conducta, que exigimos que haga lo prometido, que seguimos siendo los soberanos de nuestro voto y que ellos no son más que meros servidores a los que les hemos investido con nuestra voluntad para gobernar según el acuerdo programático que hemos votado. No nos quejemos si siguen ahí, donde están, los corruptos y mentirosos, la culpa es nuestra que se lo permitimos y lo avalamos con el voto… ¿No será que tenemos los gobiernos que nos merecemos? Yo voy a procurar no dar mi voto a quien no se lo merece… espero no equivocarme y salir luego escaldado.


10 comentarios:

JUAN dijo...

Me ha encantado leerte Antonio. Das en el centro de la diana: mafia.
Comenzaron por eliminar a Garzón por el caso Gurtel.Mira todo lo que va saliendo de ese caso. Ahora intentan quitarle el caso a la jueza Ayala, al juez de Palma y al de Madrid.
No me extrañaría nada que si ellos siguen incordiando "sufran" algún accidente como el juez que investigaba la mafia en Sicilia.
Y la gente pasa de todo. El otro día, comentando en el bar con unos conocidos más o menos lo que tú tan bien describes en este artículo,me decían: "Y hacen bien, si tú estuvieras en su lugar harías lo mismo. Lo que pasa es que tienes envidia". Así que mal está el asunto. Y uno no sabe a quien votar porque la Ley electoral está mal desde el comienzo: no es justo que una candidatura necesite medio millón de votos para un escaño mientras que otras candidaturas con 30 mil tiene uno. De ahí que los intentos por elegir a gente nueva sean infructuosos. Yo voté en la última por las siglas salidas de del 15 M, y mi voto, como el de cientos de miles, fue en vano: no contaba.Sólo en Catalunya sacaron uno o dos. Yo pienso que si todos votásemos en blanco... Sería algo nuevo en una democracia.No sabemos qué podía pasar.
Bueno, pues sólo me queda felicitarte una vez más por tu artículo y enviarte un fuerte abrazo.

Myriam dijo...

Eso es querido Antonio, los políticos deben sentir que les estamos atrás y que no pueden hacer y deshacer a su antojo, menos robar lo que es de todos.

Besos x2 y feliz descanso pascual

Prudencio dijo...

Los papeles de Bárcenas sostienen una actitud mafiosa solo negada por los que no quieren ver.Y me temo que tan dificil de demostrar sin atisbo de duda que esos políticos corruptos seguirán igual. Pero lo más preocupante es que los votantes vean esto como consustancial con el poder democrático, y aquí no ha pasado nada. Un abrazo, Antonio.

Antonio dijo...

Pues firmo todo lo que dices, amigo Juan

Antonio dijo...

Como los ates corto se te suben a las barbas con todo su poder. Se creen que el cortijo es de ellos, ponen a los suyos en los mejores puestos, hacen y deshacen a su antojo... solo sometiéndolos a un severo control evitaremos que se adueñen del cotarro o, al menos, que se contengan un poco.
Gracias amiga Myriam. Un beso

Antonio dijo...

A estas alturas, amigo Prudencio, digan lo que digan los señores del PP la cosa está clara. Se lo seguirán creyendo solo los borregos que defienden al pastor y sus perros. La gente con dos dedos de frente para hacer críticas constructivas y analizar la realidad no se cree nada de los mentirosos corruptos que andan justificando regalos y prebendas y colocando la pelota en el tejado ajeno.
Un abrazo

Lola Cabrera Guerrero dijo...

Antonio, lo has explicado también que no tengo nada que añadir.

Antonio dijo...

Gracias, Lola. Todavía hay mucho más por reflejar, pero haría falta un montón de páginas para expresar tanto despropósito.
Un abrazo

Pintura dijo...

Vamos a imajinarmos por un momento que esta historia fuese al reves,que es el PSOE el que esta en el poder y que tiene el "marron" de las cajas b en litigio.¿Os podeis imajiar la tormenta que tendriamos todos los dias en todos los medios de comunicacion ¿
Si por una caceria y otras historias tuvieron que anular a muchos buenos profesionales como Garzon y Cia ?por ahora la ley no es mas rigida y se tienen en cuenta toda la documentacion que esta aportando Barcenas.Con la que esta cayendo las carceles estan vacias de politicos corruptos,eso crea un malestar muy dificil de digerir por lo menos para la gente sencilla.

Antonio dijo...

Cierto Pintura. Si esto lo hubieran hecho los del PSOE la cosa estaría fatal. Ya pasó con lo de Filesa en tiempos pretéritos y les costó la cárcel a algunos y el poder al PSOE. Mientras y a la vez, se dio el caso Naseiro, que sacaba dinero ilegal hasta de los lugares más sospechosos, según se demostró en la grabación, y no lo empuraron porque decían que se habían practicado las escuchas de forma no autorizada. La responsabilidad política va más allá de la judicial y sin embargo se salieron de rositas. En este país, la tolerancia a la corrupción y la delincuencia financiera, se le soporta más a la derecha, tal vez por ser como son históricamente y porque la prensa está en manos de la derecha, mayoritariamente
Saludos