martes, 26 de marzo de 2013

La cruz de la injusticia

La justicia está herida de muerte

No solo el Cristo lleva la cruz a cuestas en estos días. Habrá que acordarse de aquellos que ya la llevan desde hace tiempo y que lloran su pena cada día. A ellos les dedico este soneto:

La cruz de la injusticia

Portando sobre el maltrecho hombro
la cruz de la injusticia y desvarío
mi cuerpo flagelado en desafío
resiste tanta pena con asombro.

Doliente y compungido, mi alma abro
a la amargura que llena este vacío
de un plañir de duelo intenso y mío
que me está llevando al descalabro.

No vengas a hablar de sufrimiento
a un pueblo que el poder tiene oprimido
pues ya andamos marcados de escarmiento

por tonta explotación que hemos sufrido,
sufrir que nos llevó al abatimiento
a todo un pueblo de maltrato herido.

5 comentarios:

Ana dijo...

¡Bravo! :-)

Besazos, Antonio

Antonio dijo...

Gracias, Ana. Un beso

luna llena dijo...

Precioso soneto y muy adecuado para el tiempo que nos esta tocando vivir.
A Jesús lo matan todos los días en cada hombre, mujer o niño, al cual se le trata con injusticia.
Un abrazo.

Antonio dijo...

Pues sí, luna llena, cada día sigue muriendo alguien, como Jesús, con su sufrir y dolor causado por los demás, por la injusticia y el desatino.
Un abrazo

KRT dijo...

Muy adecuado, sí. Valiente cruz llevamos. Y de Simón Cirineo, los bancos, Montoro o Ángela Merkel?